facebook twitter
Carta Paramétrica
Ebrard consolida su delantera

El candidato de la Alianza por el Bien de Todos, Marcelo Ebrard, arrancó el 2006 con 58% de las preferencias para la elección de Jefe de Gobierno del Distrito Federal, tras ganar ocho puntos en dos meses, lo que le dio una ventaja considerable sobre sus adversarios Demetrio Sodi de Acción Nacional (PAN), con el 16%, y Beatriz Paredes (Alianza por México), con 12%.

 

La posición de los aspirantes al gobierno de la capital mexicana tiene que ver con los procesos de elección interna en los partidos, los cuales fortalecen al candidato ganador y otorgan mayor cohesión a la estructura partidista ante el proceso constitucional de julio próximo.

Evitar conflictos postelectorales suele ser clave para alcanzar los objetivos. Al menos esta sería la evidencia del panorama electoral del Distrito Federal en el arranque de un año en el cual se cruzan las tendencias de elección para Jefe de Gobierno y las relativas a la lucha por la Presidencia. 

Los datos de la última Serie de Parametría en el Distrito Federal señalan un fortalecimiento de la ventaja del PRD y de la candidatura de Ebrard, pues revelan que el perredista sumó ocho puntos a la anterior medición, realizada en noviembre de 2005 antes de la elección interna. La candidatura ha recibido también el efecto positivo de las campañas internas para elegir jefes delegacionales de este partido, celebradas recientemente.

Candidatos y partidos

En lo individual, la percepción de la opinión pública sobre los tres principales candidatos al gobierno del Distrito Federal muestra un escenario distinto, en el cual no existen las mismas diferencias que en el terreno de la intención de voto por partido y candidato.  En este sentido, puede esperarse que la elección de Demetrio Sodi como aspirante de Acción Nacional eleve sus niveles de conocimiento y opinión efectiva, que actualmente es de 10%.

La posición del PRD en la capital mexicana parece sólida y va de la mano con las preferencias electorales para Presidente. El resultado de la medición de Parametría indica que la tendencia en la intención de voto en el D. F. está siendo determinada por una fuerte identificación del electorado con el PRD, resultado de su proceso interno y el efecto AMLO. López Obrador mantiene una opinión efectiva del 65%.


 

En la Ciudad de México la identificación partidista importa. El ejemplo, aunque en un sentido adverso, se da en el PRI, pues a pesar de que la evaluación individual de su candidata Beatriz Paredes no es muy distinta a la Ebrard, quien es el mejor evaluado, el Revolucionario Institucional sólo tiene 12% de la intención de voto.

A pesar de estos resultados, el porcentaje sobre el nivel de las preferencias de ninguna forma puede considerarse definitivo, dada la sobreestimación que los procesos de elección interna suelen otorgar momentáneamente. En el futuro es factible que exista un reacomodo de estos porcentajes, observando el crecimiento de algún candidato que reduzca la ventaja que tiene actualmente el PRD capitalino.

NOTA METODOLÓGICA.Estudio: Encuesta en vivienda en el Distrito Federal. Número de entrevistas: 400. Nivel de confianza estadística: 95%. Error muestral (+/-) 4.9%. Diseño, muestreo y análisis: Parametría SA de CV. Operativo de campo: Grupo Viesca. Método de muestreo: Aleatorio sistemático con probabilidad proporcional al tamaño. Unidad de muestreo: Las secciones electorales reportadas por el IFE. Fecha de levantamiento del 14 al 18 de enero del 2006.

comments powered by Disqus
Copyright © 2013
Desarrollado por: Estrategia360