facebook twitter
Carta Paramétrica
Los viejos fantasmas de la migración

El paso de las caravanas migrantes de Honduras, Guatemala y El Salvador por el país nos han recordado viejos debates sobre nuestras posturas respecto a la migración que llega del sur y las exigencias que tenemos con el norte. No son pocos los casos que se han dado a conocer de violaciones a los derechos humanos de migrantes centro y sudamericanos que han ocurrido en su paso por México, lo que nos ha puesto en una disyuntiva al momento de exigir mejores condiciones para nuestros connacionales que migran a Estados Unidos.

 Aunado a ello, el gobierno de Donald Trump ha manifestado su rechazo a la llegada de migrantes y ha amenazado con enviar militares a la frontera con México; también se han realizado marchas en Tijuana en contra de éstos y se han difundido videos donde se les exige que regresen a sus países de origen.

En julio de 2010, se había aprobado en Estado Unidos la Ley Arizona, la cual criminalizaba la migración ilegal y permitía la detección de cualquier persona si había "sospecha razonable" de que era inmigrante ilegal. Como respuesta surgieron manifestaciones en contra de la ley en diversos puntos de Estados Unidos y en México. Un mes después, en agosto, se daba a conocer el hallazgo de una fosa con los cuerpos de 72 migrantes centroamericanos en el municipio de San Fernando, Tamaulipas.

Después de que se dio a conocer la masacre de San Fernando, seis de cada diez entrevistados en vivienda por Parametría consideraron que el hecho de que las autoridades mexicanas no protegieran a los migrantes centroamericanos y sudamericanos que pasan por México nos restaba autoridad para poder protestar ante EE. UU. Tres de cada diez dijeron que a pesar del hecho seguíamos teniendo autoridad para denunciar el impacto de la ley. Hoy ocho años después de este evento volvemos a enfrentar un dilema sobre las condiciones en el país que tienen los migrantes provenientes del sur.

La Caravana Migrante que cruzó la frontera hacía México el pasado 12 de octubre ha generado gran atención en la opinión pública. Datos de la más reciente encuesta realizada los primeros días noviembre indican que ocho de cada diez mexicanos (78 por ciento) saben que la misma está transitando por diversos estados; únicamente 22 por ciento no está enterado de la misma.

Desde su llegada ha habido un intenso debate sobre cuál debe ser la postura del gobierno mexicano respecto a los migrantes. Existen diferentes visiones sobre si debe o no abrir paso y si tendríamos que ser responsables de su seguridad y avance hacía Estados Unidos. Los datos indican que hay opiniones divididas.

Si bien 40 por ciento está de acuerdo con que se dé acceso a la caravana migrante, 32 por ciento rechaza que abramos la frontera. La diferencia entre una postura y otra es de apenas ocho puntos. Un importante 20 por ciento tiene una posición neutral al no estar de acuerdo ni en desacuerdo y 7 por ciento no supo qué contestar a la pregunta.

También hay puntos de vista divididos sobre si el gobierno mexicano tiene la responsabilidad o no de proteger a los migrantes de otros países en su paso por México, aunque es mayor el porcentaje de los que creen que el gobierno de nuestro país no tiene responsabilidad con los migrantes que transitan por el territorio nacional (46 por ciento vs 38 por ciento).

Un dato interesante es que más mexicanos creen que Estados Unidos trata peor a los migrantes de lo que lo hace México, así lo refirió el 64 por ciento de entrevistados. Únicamente seis por ciento dijo que nuestro país daba un peor trato a los migrantes y 20 por ciento considera que ambas naciones tienen acciones desfavorecedoras en contra de las personas que migran.

Los datos de la encuesta sobre la Caravana Migrante nos dan un panorama de nuestras opiniones sobre la migración y del debate interno y opiniones divididas que tenemos sobre cuál debe ser la postura del gobierno con quienes intentan llegar a Estados Unidos. Los migrantes centro y sudamericanos tendrán que enfrentar no sólo a los gobiernos y las políticas que se ejerzan respecto a la migración sino también a la ciudadanía mexicana y estadounidense y su visión sobre quienes salen de su país en búsqueda de nuevas oportunidades.

 

Nota Metodológica:

Parametría. Encuesta en vivienda. Representatividad: Nacional. Número de entrevistas: 800 encuestas realizadas cara a cara del 1 al 7 de noviembre de 2018. Nivel de confianza estadística: 95 %. Margen de error: (+/-) 3.5 %. Diseño, muestreo, operativo de campo y análisis: Parametría SA de CV. Método de muestreo: Aleatorio sistemático con probabilidad proporcional al tamaño. Unidad de muestreo: Las secciones electorales reportadas por el INE. Población objetivo: Personas de 18 años en adelante con credencial para votar que al momento de la entrevista residan en el lugar de interés.

comments powered by Disqus
Copyright © 2013
Desarrollado por: Estrategia360